Chávez (en el medio), junto a Dardo Gómez (Bolívar) y Ronald Crespo (The Strongest)
Se encuentran preocupados por el conflicto dirigencial que atraviesa el balompié nacional

El Viceministerio de Deportes se ofrece como mediador para la vuelta al fútbol

Bolivia
Avatar
Abraham Afcha I Twitter: @abrahamafchamiércoles, 23 de septiembre de 2020

El futuro del fútbol boliviano es incierto y en medio de esas dudas está la del reinicio del Torneo Apertura 2020, el cual podría iniciar en octubre si existe consenso en el entorno del balompié profesional.

Con dos cabezas al frente de la FBF y una división notoria entre las instituciones que forman parte del circuito profesional, el Viceministerio de Deportes salió al frente, ofreciéndose como mediador para que ambos sectores puedan llegar a un consenso y comenzar las actividades.

«En este tema tan delicado para el futbol boliviano, el Viceministerio  de Deportes y el viceministro Augusto Chávez, pone las puertas abiertas para que los dos grupos puedan reunirse y juntarse para sacar adelante esta situación», indicó Juan Carlos Paz Garcia, quien trabaja en el ente público.

No obstante, Paz García indicó que, a pesar de la buena voluntad de la institución, no han obtenido respuestas ni del bloque G6 y tampoco del G8, señalando que ambos sectores quieren reunirse preliminarmente con el viceministro de Deportes, algo con lo que no está de acuerdo Augusto Chávez, que quiere reunirse directamente con los dos grupos y escuchar sus posturas.

Preocupados por el panorama del fútbol

Desde el viceministerio están incomodos por el conflicto dirigencial que se vive en el balompié nacional, sobretodo porque esto está frenando el regreso de la actividad, ya que existen versiones opuestas. En un principio, la fecha tentativa que propuso la Dirección de Competiciones de la FBF era entre el 21 y 24 de octubre, pero esto aun no se confirma.

«La obligación del Viceministerio de Deporte es, no solo activar el futbol, sino el resto de los deportes, dependiendo de como se encuentren el tema sanitario en cada departamento. Hemos tenido conversaciones con los 14 clubes y hay disposición para volver, pero también depende dela dirigencia que en este momento vive una situación difícil«, manifestó Paz García.

Al existir un presidente federativo que reconoce el Comité Ejecutivo (Marcos Rodríguez) y otro que tiene el aval de un Tribunal Constitucional, el personero ministerial señaló que desde el organismo público no se sabe a quien hacer caso, al estar todo dividido.

Asimismo, el Viceministerio de Deportes señaló estar muy apenada por esta situación y por sobretodo, por la lamentable imagen que está dando el fútbol nacional a nivel internacional, por lo que exigieron que la FBF debe tener una cabeza visible.