«Fue el mejor momento de mi vida»
El 'Toro' Sandy rememoró aquella tarde de verano de 1994

«Fue el mejor momento de mi vida»

Selección
Avatar
Abraham Afcha I Twitter: @abrahamafchamiércoles, 17 de junio de 2020

Jugó una final de Copa América en 1997, disputó también una final de Copa Sudamericana con Bolívar en 2004, pero para Marco Antonio Sandy, la tarde del 17 de junio de 1994 es un capítulo aparte y el mejor de su carrera.

El ‘Toro’ fue un jugador indiscutible en el exitoso ciclo de Xabier Azkargorta que tuvo como climax la clasificación al Mundial de Estados Unidos 1994, por lo que su presencia en el once titular del partido debut ante Alemania era una apuesta fija.

Sandy lideró la zaga de defensores en la que también figuraron Luis Cristaldo, Carlos Borja, Gustavo Quinteros y Miguel Ángel Rimba. La labor fue sólida y solo un descuido impidió un mejor desenlace para La Verde en el famoso partido inaugural, un hecho que para el cochabambino no tiene comparación.

«La emoción fue sumamente desbordante al momento del himno nacional y creo que tenemos un recuerdo muy lindo. Tenemos un recuerdo hermoso y único de inaugurar un mundial», recuerda 26 años después Marco Antonio Sandy.

Al borde de las lagrimas antes del pitazo inicial

Con el dorsal 3, Sandy le mostró los dientes a Klinsmann, Brehme y Rielde durante todo el partido. El carácter estuvo presente durante todo el partido, aunque tuvo que salir a relucir después de casi llorar antes del inicio.

«Creo que todos tuvimos ganas de llorar al momento del himno. Fue una satisfacción enorme», comenta el ‘Toro’, quien no duda en calificar este capítulo de su carrera como el mejor de toda su vida.

Y es que a pesar de jugar dos finales importantes en su trayectoria, para Sandy ese verano de 1994 no se compara con nada. Por eso para él es, aun es difícil explicar con palabras lo que sintió cuando saltó a la cancha del Soldier Field y vio el apoyo de todos los bolivianos y latinos que dijeron presente.

«Parecíamos locales. El hecho de haber participado en un mundial es algo que soñamos de chico y muy especial, así que es la parte mas importante de mi carrera«, señala el exdefensor.

Luego de 26 años, el sentimiento especial sigue apareciendo en los protagonistas de esa tarde calurosa en Chicago. El recuerdo sigue siendo emocionante y tanto Sandy, como el resto de Bolivia, lo tienen presente en su memoria.