Messi conquista su sexto Balón de Oro
El argentino fue escogido como el mejor jugador del mundo en este 2019 por la revista France Football

Messi conquista su sexto Balón de Oro

Internacional
Avatar
Cristhofer Ojopimartes, 3 de diciembre de 2019

No hubo sorpresa en París. Los pronósticos apuntaban a Lionel Messi y al final no fallaron, otorgándole el Balón de Oro 2019 al argentino, que volvió a coronarse como el mejor jugador del mundo por sexta ocasión.

Cuatro años después de su último Balón de Oro, Messi consiguió el prestigioso premio que otorga la revista France Football, en donde votaron 176 periodistas acreditados de todo el mundo. El futbolista argentino no conseguía la distinción desde el 2015, viendo como Cristiano Ronaldo ganaba en el 2016 y 2017 y Luka Modric en el 2018.

El 10 de la Albiceleste y del cuadro Azulgrana, quien también consiguió este año el The Best otorgado por la FIFA, obtuvo el gran premio gracias a un destacado rendimiento individual en la última temporada, en donde se hizo acreedor de la Bota de Oro, como el máximo goleador en Europa al anotar 36 tantos. Además, Messi fue el máximo artillero en la Champions League con 12 tantos, así como también de la Liga Española. En total en este 2019, Messi acumula 44 goles y 17 asistencias en 52 partidos.

Estas credenciales individuales pesaron más que sus logros colectivos, en los cuales solo celebró el título de la Liga Española y la Supercopa de España, tras caer en semifinales en la Champions League y en Copa América.

«Quiero agradecer a los periodistas que me votaron, a mis compañeros. Hace diez años que recibí mi primer Balón de Oro, era todo impensable para mí. Es fútbol es lo que amo, Dios quiera que me queden años para seguir disfrutando», declaró Messi luego de recibir el Balón de Oro, de la mano de Luka Modric, ganador en el 2018.

El astro argentino superó en la votación final al holandés Virgil Van Dijk, campeón de la Champions League con el Liverpool, y al portugués Cristiano Ronaldo, quien se tituló con la Juventus en la última campaña de la Serie A italiana. En el cuarto lugar quedó el senegalés Sadio Mané, de gran año con el Liverpool de Jurgen Klopp.

La vitrina individual del argentino crece con este nuevo Balón de Oro, el cual se añade a los que conquistó en el 2009, 2010, 2011,2012 y 2015.

Mejor Jugadora: Megan Rapinoe

La estadounidense ya es un nombre propio en el fútbol femenino, no solo por su calidad técnica, sino por su aporte extrafutbolístico. «»Siento no poder estar en la ceremonia. Tengo que felicitar al resto de las candidatas. Ha sido un año increíble», declaró Rapinoe a distancia.

Rapinoe hizo historia en el pasado Mundial de Francia al ser nombrada mejor jugadora de la competición al anotar seis goles y repartir tres asistencias unos números que le valieron  el premio a la mejor jugadora del Mundial, además de alzar la Copa de campeona del mundo como capitana de la selección norteamericana. Estos números fueron credenciales suficientes para ser llevarse el Balon de Oro femenino, por delante de la inglesa Lucy Bronze y su compañera de selección, Alex Morgan.

Mejor Jugador Jóven: Matthjis de Ligt

El holandés de 20 años se llevó el premio Raymond Kopa, otorgado al mejor jugador sub 21 del último año. El defensor tomó el testigo del francés Kylian Mbappé, quien se lo llevó el año pasado.

De Ligt brilló la temporada pasada con el Ajax, convirtiendose en un bastión en la defensa del equipo revelación de la edición 2018-19 de la UEFA Champions League, en donde anotó dos goles y además se convirtió en el capitán más joven en la historia del equipo holandés. El central superó en la votación a Jadon Sancho y Joao Felix.

Su buena labor, además de la proyección que tiene, hizo que en el mercado europeo de verano, la Juventus pagara 75 millones de euros por su fichaje. No obstante, en este inicio de temporada no ha podido destacar como lo hiciera en el Ajax.

Mejor Portero: Allison

El golero brasileño fue escogido como el mejor portero del año, tras lograr un año fantástico con el Liverpool y con la selección brasileña, haciendose acreedor de la Champions League y de la Copa América.

Alisson se impuso en las votaciones del jurado por delante del guardameta alemán del FC Barcelona, Marc-André ter Stegen y de su compatriota Ederson, del Manchester City. Este trofeo se entregó por primera vez en la historia en memoria del legendario arquero ruso Lev Yashin.